Fabricar etiquetas para empresas

La fabricación de etiquetas para empresas, tanto las de cartón como las autoadhesivas, es un trabajo tan importante en cuanto a volumen que hay negocios especializados en su fabricación. Estos tienen maquinaria especialmente pensada para ser efectiva en este uso y dispone, por ejemplo, de un especial anilox etiquetas que da mejores resultados en la fabricación de las mismas.

Los recubrimientos del anilox son fundamentales no solo para prolongar la vida del mismo, sino también para que se pueda trabajar a una velocidad adecuada y se consiga una calidad alta. Porque las empresas que encargan las etiquetas exigen cada vez mejores resultados.

Usos de las etiquetas

Las etiquetas autoadhesivas, las que generan un negocio más específico, se utilizan para muchos productos. Son, por ejemplo, las etiquetas que se pegan en las botellas de los refrescos que consumimos en las cafeterías. También las encontramos en las botellas de dos litros de los supermercados, adheridas esta vez solo en un extremo.

Muchos productos llevan etiquetas adhesivas, podemos verlas también en los frascos de mermelada o en los botes de salsas para comida. Al contrario que las antiguas etiquetas que llevaban una capa de cola, las modernas están mucho mejor realizadas y son muy sencillas de retirar, algo que también favorece el reciclado de los envases.

La flexografía

La flexografía es la técnica de impresión que se utiliza para la fabricación de etiquetas, sobre todo de las autoadhesivas aunque también se usa para las etiquetas que la ropa lleva informando de la talla y el precio. Esta técnica permite una impresión de gran calidad en materiales flexibles como los plásticos, adaptándose a todas sus peculiaridades. También funciona muy bien en materiales porosos como el cartón.

Los rodillos de las máquinas impresoras de flexografía y sus clichés son muy flexibles y son capaces de emitir la cantidad justa de tinta para cada tipo de material, por lo que se evitan los borrones, las partes borrosas o las zonas sin impresión por no haber una buena adaptación de los rodillos al material. Aunque se realizan muchos trabajos en flexografía, la fabricación de etiquetas es un mercado muy importante habiendo empresas que se dedican en exclusiva a este tipo de encargos trabajando con marcas muy importantes de diferentes sectores que han decidido externalizar este servicio porque les resulta más económico que mantener sus propias máquinas para llevar a cabo todos los procesos de fabricación de sus productos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *